Hanoi y Halong Bay

octubre 15, 2012

Cuando llegamos a Hanoi eran las 5 de la mañana. Al pasar en el taxi por el centro de la ciudad vimos a un montón de gente practicando thai-chi o baile en las plazas, mucha gente trotando o en bicileta y otros muchos en sus motos con mascarilla tapando nariz y boca. En China también estaba de moda, así que ya estamos acostumbradas, incluso, puede que nos compremos una!

Algo fundamental que hay que saber para venir a Vietnam es el tema del visado. Si se llega en avión se puede sacar en el mismo.aeropuerto, pero si deciden hacerlo por tierra, tanto desde China, como desde cualquier otro país del sudeste, tienen que sacar la Visa en la embajada de Vietnam.desde el país que se encuentren.

La capital de Vietnam tiene unos 6 millones de habitantes y un promedio de dos motos per cápita. Antiguamente correspondía a la capital de Vietnam del norte hasta la reunificación de Vietnam. Perteneció a los franceces, a los japoneses y a los chinos. Sufrió una guerra para expulsar a los franceces y pasó por la guerra de Vietnam donde quedó totalmente aislada. Por todo esto, dicen que los vietnamitas no quieren mucho a los turistas. A nosotras no nos dió esa impresión.

Dormimos en la zona Old Quarter (la mejor), desde tan temprano y durante el resto de la estancia se escuchaban bocinas desesperadas de alguna de las mil motos tratando de abrirse paso entre el mar de vehículos motorizados que avanza por las calles.

Hanoi es un estrés. Bocina. Bocina. Ochocientas motos. Autos. Cuidado! Casi nos atropellan. Nos quedamos en mitad de la calle. Autos desde el otro lado. Más bocinas! Más motos etc. Pero comparado con Nanning es el paraíso. Hasta vemos a la gente más linda, más simpatica y más limpia (aun que no sea así).

Visitamos el mausoleo de Ho Chi Minh, la Pagoda pilar único, el lago Hoan Kiem, la ciudadela de Hanoi y la pagoda Tran Quoc. Muchos nombres bonitos de algo que de verdad no vale mucho la pena.
Creemos que pasar un día en Hanoi para ver como viven es recomendable, pero suficiente.

Cerca del lago hay varios cafés, karaokes y bares. Así que nos sentamos en una terraza a tomar algo hasta las 9. A esa hora empezaba el espectáculo de marionetas sobre el agua. Decían que era un imperdible. Para mi gusto es algo bonito para pasar el rato. Nada del otro mundo. Cuentan historias del orígen de Vietnam desde la mitología. Cuentan como se formo el hombre por la unión entre un dragón y un pez dorado. Las marionetas son un arte milenario que desde sus inicios han entretenido a los vietnamitas. El hecho de que sea en agua le da un toque de originalidad y la música tradicional, tocada y cantada en vivo con sus instrumentos lo hace muy agradable.

Lo más destacable del día fue que con 50 dólares pagamos el hotel, dos taxis, el almuerzo, la entrada al show y nos sobró plata. Y por 50 dolares más compramos el open ticket bus sleeping para recorrer vietnam de norte a sur, más el crucero con comidas y transporte incluído en Halong bay. Todo muy barato!

Al dia siguiente nos pasaron a buscar a las 8 am para ir al crucero. 4 horas en una van y llegamos al barco. Era un barco de tres pisos. Las piezas eran increíbles con baño privado. De las mejores que hemos dormido hasta el momento.

En el grupo eramos todos jóvenes de Dinamarca, Alemania, Francia, Inglaterra, España y nosotras de Chile. Una pareja de rusos y una señora curiosa de Estados Unidos. Nos llevamos todos muy bien, los almuerzos los pasábamos con la gringa y las danesas y en la noche en la terraza del barco conversando entre todos.
La comida era bastante decente. Arroz, noodles, pescado, ensaladas, rollitos vietnamitas, camarones, pulpo etc.

Navegamos un rato por Halong Bay, la bahía del dragón. Fuimos a unas cuevas de estalagmitas, a un pueblo flotante de pescadores, a cultivos de peces, a la playa y a un mirador que no logramos subir.
El lugar maravilloso y nuestro guía un encanto.

El paseo fue increíble! Se puede comprar por agencia, como lo hicimos nosotras o por tu cuenta. Llegar allá, buscar un barco y subirte. Siempre regatear! Nosotros preferimos esto que nos venían a buscar y a dejar a la puerta del hotel y nos asegurábamos que hubiera gente jóven!

Ahora nos vamos en un sleeper bus de 14 horas hasta Hoi An. Hasta mañana!






También te puede interesar...

0 comentarios

Mis favoritos

Mis favoritos
"Lo que aprendí en Calcuta"